El amor duele. Siempre. Tanto cuando es correspondido como cuando no, siempre sufrimos por amor. Porque dudamos del otro, porque tememos perderlo. Nos duele la mentira, la traición. Nos cuesta…
Continue Reading »