El enfoque quiropráctico abarca desde la relación de la estructura de nuestro cuerpo, el sistema músculo-esquelético y sus funciones, así como la coordinación y el bienestar general. Los quiroprácticos tiene un enfoque especial relacionado con la salud, filosofía y fuerzas naturales cuando de curación del cuerpo se habla.  Las consultas por las que mayor cantidad de personas se presentan a un quiropráctico son: 60% dolores de cabeza, 10% migrañas, 20% dolores en artrosis y un 40% dolores musculares.

Los tratamientos incluyen tanto técnicas manuales como ajustes en las articulaciones y ejercicios para mejorar posturas,es el proceso de educar al paciente para que realizar una determinada tarea que incluya a su estilo de vida y que dé resultado para su bienestar (desde ayudas fisioterapéuticas hasta ortopédicas)

Para comenzar con el tratamiento te adelantamos 10 consejos que un quiropráctico le aconsejaría para mejorar tu postura.

Postura adecuada: Mejorar día a día y darnos cuenta que nuestra postura puede cumplir un rol muy importante en el funcionamiento del cuerpo.

image03

Relajar la columna apoyando un pie en una silla. No debes inclinarte hacia adelante ni mucho menos flexionar tus rodillas. Solo debes sentir tu espalda relajada y erguida.

Si trabajas mucho tiempo sentada procura no cruzar las piernas, pero lo que puedes hacer si tienes esa costumbre es  cruzar los tobillos.

Dormir con una almohada adecuada para descansar el cuello, los brazos y la cabeza, de lo contrario comenzará a sentir dolor o molestias.

Si debes subir y bajar muchas escaleras por día, procura apoyar el pie completamente en el escalón y no solo la punta de los pies.

No levantar objetos pesados por encima de nuestra cabeza, siempre con la ayuda de una escalera o silla para alcanzar esos lugares que no son muy cómodos.

Actividad física ante todo, 30 minutos diarios y más que recomendados para mejorar la postura y eliminar los líquidos de nuestro cuerpo.

Conduzca con el asiento a 110° bien apoyada en el respaldo del mismo, puedes utilizar un cojín para sentirte más cómoda.

No sentarse en lugares de espalda a calefactores o aire acondicionado, como resultado tendrá un enfriamiento y puede traerle complicaciones.

Si su día transcurre muchas horas estando sentado mantenga la columna derecha y si los pies los siente cansados puede colocar algún nivel extra para reposar los pies.