Tienes miedo a volar? No eres el único. Aunque no lo creas, es unas de las fobias más comunes. Al menos 1 de cada 6 estadounidenses temen volar, ya sea por temor a estrellarse, a quedar atrapado en el avión, por la altura o por la combinación de algunos de estos factores. Es más, algunos estudios muestran que tan sólo un 6% de los pasajeros se sienten completamente tranquilos durante el vuelo y que muchas personas evitan subirse a un avión.

Evitar volar o tomar pastillas o alcohol para superar el mal rato, no son las soluciones adecuadas!

Para encontrar la respuesta a este problema debes primero tener la pregunta. A qué realmente temes? Si comprendes de dónde proviene tu miedo, es probable que puedas superar la aviofobia.

Las repercusiones de no poder subirse a un avión son más que nada de tipo social. Desde no poder asistir a un evento, o no conocer nuevos lugares, hasta en algunos casos afectando también la vida laboral, no pudiendo aceptar un trabajo que implique viajar aunque sea cada tanto. Lo cierto es que el pánico a volar te limita y por eso es importante superarlo.

Si bien los temores son comunes, se manifiestan de forma diferente en cada persona y con distinto grado de intensidad, desde un fuerte nerviosismo y ansiedad a verdaderos ataques de pánico!

Cuáles son algunos de los síntomas que puedes sentir?

En general estamos hablando de una sensación de estrés y ansiedad extremos.

Estos incluyen:

-Sensación de falta de aire

-Dolor de estómago, nauseas y vómitos

-dolor en el pecho

-hiperventilación

-transpiración excesiva

Esto síntomas pueden aparecer incluso viendo solamente el avión o mencionando el viaje en cuestión.

Como te decía anteriormente, muchas veces es una combinación de varias otras fobias y temores como puede ser el miedo a las alturas (acrofobia), temor a lugares cerrados (claustrofobia), miedos relacionados a un accidente que puede terminar con la vida de uno. Otros pueden incluir la sensación de no tener control de la situación, estar en un espacio abierto sin escapatoria, el terrorismo, una mala experiencia aérea previa, obsesión con la muerte e incluso las noticias respecto a accidentes aéreos.

El cine y la televisión tampoco ayudan! Una persona susceptible con temor a volar que mire alguna serie o película sobre tragedias aéreas puede traumatizarse aún más!

La ansiedad y el miedo también surgen ante la ignorancia. Cuando una persona desconoce cómo funciona un avión, teme por su vida dentro de él. Es miedo a lo desconocido y a la incapacidad de poder accionar frente a ello.

A veces, la mejor forma de superar un miedo es enfrentarlo directamente. La gente que teme al agua suele tomar clases de natación para poder superarlo. Una vez que conoces y ves cómo funcionan las cosas, dejar de temerle.

Cómo superar el miedo?

Quien teme volar sufre frente la anticipación muchísimo tiempo antes del vuelo. Esa expectación y ansiedad no le permite descansar por las noches por lo que termina cancelando el vuelo. Aliviar la influencia negativa de la anticipación ayuda a superar el miedo. Lo mismo, evitar la cancelación del viaje! La práctica te dará cada vez más seguridad.

Si bien puede requerir terapia, es fácil superarlo. Hay gente que toma clases de vuelo o incluso llegan a tirarse en paracaídas para enfrentar el problema. También hay mucha bibliografía y libros de autoayuda para controlar la ansiedad y los ataques de pánico.

Otras formas de mejorar la situación son:

  • Entender cómo funcionan básicamente los aviones.
  • Tener en cuenta las estadísticas y lo irracional del tema. Es más probable tener un accidente de auto que uno de aviación!
  • Controlar la ansiedad ya sea con meditación o ejercicios de relajación. Aceptar la ansiedad y la sensación que nos trae físicamente, nos permitirá, con el tiempo, librarnos de ella.
  • Evoca situaciones felices que despierten placer en ti. Es una manera de relajarse y relacionar el vuelo con situaciones positivas! Para ello puedes escuchar música relajante e incluso una buena lectura puede transportarte.
  • Bebe mucho agua y evita el café y el alcohol. Producen más ansiedad y no es lo que precisamente necesitas! Si realmente requieres alguna medicación, háblalo con tu médico. En general, demoran unos 35 a 40 minutos en hacer efecto por lo que debes tomarlo antes del vuelo.
  • Focaliza en el motivo de tu viaje y en por qué vale la pena superarlo. Ya sea observando fotos, pensando en las cosas que harás o a quién verás, tendrás una energía positiva mucho superior al miedo que lo pondrás en perspectiva.

Espero estos consejos sean de ayuda. Si bien siempre es difícil hacer cosas nuevas y más aún, aquellas en las que no tenemos posibilidad de accionar o desconocemos como funcionan, vale la pena superarlo. No debes nunca asumir un miedo como algo normal. Por el contrario, la ansiedad no debe controlarte, sino, a la inversa.

Hay muchas posibilidades esperando detrás de un viaje aéreo. El destino siempre es incierto y en cierta forma no puedes siempre controlarlo. Así que, anímate que hay mucho por descubrir!

Que tengas mucha suerte!